UMBRAL DE COTIZACIÓN SIGUE GENERANDO DISCUSIÓN

EL NUEVO SIGLO habló con varios senadores sobre los asuntos cruciales que falta por votar en la plenaria, otros que ya se votaron, pero no por ello les deja de preocupar, y los ajustes que en su opinión se debería hacer al articulado

EN LA plenaria del Senado avanza a buen ritmo la discusión de la reforma pensional en segundo debate, para la sesión de hoy los congresistas tienen pendiente votar 37 artículos, entre ellos uno que se incluyó la semana anterior por acuerdo de varias bancadas, para que el Banco de la República maneje los recursos y no Colpensiones u otra entidad gubernamental.

“Esta reforma le ofrece algo a la gente que nunca ha tenido nada, y que si siguen las cosas como están, nunca van a recibir nada. Adicionalmente, fortalece los fondos públicos”, señaló Arias.

Dijo además, que el sistema pensional del país debe tener una reforma urgente ya que no está pensionando a las personas, “el sistema no aguanta si lo qué se quiere es aumentar la cobertura, pero como tal el sistema ya colapsó, este sistema así como está no pensiona, simplemente le devuelve los ahorros a las personas pero no les da garantías”.

«Tal como está servirá para darle privilegios a los fondos privados, hay dos grupos que tienen gran cantidad de plata, se benefician ellos pero los pensionados de Colombia por ninguna parte están recibiendo su pensión”, agregó Arias.

Hay que recordar que la reforma pensional del Gobierno Nacional ya tiene un avance de 62% en el Congreso de la República, con la aprobación de 58 artículos.

Este Diario indagó con senadores de varios partidos sobre si conforme a lo que se ha aprobado, hasta el momento, el sistema pensional será funcional y según ellos cuáles otros ajustes deben hacerse.

Funcionalidad del sistema

Los senadores Carlos Fernando Motoa, del Partido Cambio Radical; David Luna, de esa misma colectividad; Alejandro Carlos Chacón, del Partido Liberal; y Ferney Silva, de la coalición del Pacto Histórico, explicaron su visión de lo que se ha aprobado de la reforma pensional hasta hoy y de lo que falta.

Carlos Fernando Motoa dijo en relación con el sostenimiento del sistema producto de esta reforma, que “funcionará por unos años, mientras dure el dinero que acumulará Colpensiones por concepto de traslados forzados y las cotizaciones que seguirán aportando los trabajadores activos. Sin embargo, empezará a presentar problemas de financiación a la vuelta de una o dos décadas, cuando problemas como la inversión de la pirámide demográfica se profundicen, lo que dificultará que haya un relevo generacional que garantice la sostenibilidad del sistema”.

En tanto que el senador oficialista Ferney Silva señala que “el sistema pensional actual en Colombia tiene una estructuración financiera que pone en riesgo las pensiones de los colombianos en el futuro. Lo primero que tenemos que identificar claramente es que tenemos una estructura pensional excluyente, donde hoy los aportes del Estado subsidian las grandes pensiones de nuestro país. Este es un sistema que compite entre los fondos privados de pensiones y Colpensiones, que es prima media. Es decir, hay una competencia entre dos fondos de pensiones, que la está ganando Colpensiones porque a esa entidad la gente se está pasando desde los fondos privados”.

Agregó el legislador que “el mecanismo actual también tiene otras deficiencias porque no es un sistema abierto, solidario, no garantiza la pensión de los compatriotas menos favorecidos. Se esperaba que tras 30 años de la Ley 100 el sistema cubriera al menos al 60 o 70% de los colombianos, ha fallado el sistema en ese sentido porque solamente 1 de cada 4 personas logra pensionarse. Es decir que hay 75% de adultos mayores sin oportunidad de pensionarse, por lo que el sistema requiere una reestructuración para hacerlo más justo, equitativo y con mayor cobertura”.

A su turno, el senador Alejandro Chacón manifestó que “los liberales hemos respaldado la propuesta de bajar el umbral de cotización de 3 salarios mínimos a 2.3 salarios mínimos mensuales legales vigentes para hacer parte Colpensiones. Esa es una discusión que hemos tenido con el Gobierno y ha sido un acuerdo que hemos alcanzado con el señor presidente Gustavo Petro”.

Igualmente, el senador de Cambio Radical, David Luna, señaló que “el propio ministro de Hacienda, Ricardo Bonilla, ha dicho en diferentes escenarios que la reforma pensional propuesta por el Gobierno tiene fecha de caducidad en el 2070, tras lo cual será necesaria otra reforma. ¿Qué mensaje le damos a nuestros jóvenes? ¿Que el Congreso de la República prefirió aprobar una reforma que reduce sus posibilidades de pensión?”.

Entonces, subrayó Luna, “si hablamos de funcionalidad del sistema pensional, debemos ser responsables y aceptar que esta reforma no será funcional para las futuras generaciones. Esto pudo ser arreglado en el articulado que se encuentra en discusión en la plenaria del Senado, sin embargo, la falta de voluntad de este Gobierno para llegar a consensos y evaluar con argumentos técnicos, no políticos, ha impedido que podamos llegar a una propuesta que sea beneficiosa para todos los colombianos”.

Ajustes por hacer

Quedan 37 artículos de la reforma pensional por votar en la plenaria del Senado, y al respecto los congresistas consultados por este Medio explicaron los ajustes que a su parecer se deben hacer.

El senador Motoa afirma que “ya se aprobaron artículos importantes, como el umbral de 2.3 salarios mínimos, pero aún hay varios de interés como el de ventana pensional que afectará sobre todo a los cotizantes que queden en el régimen de transición, así como el artículo de la vigencia, pues no es claro si la reforma entraría en vigor en 2025 o 2026”.

El congresista añadió que “aun así, lo esencial ya está, por lo que no hay muchas oportunidades de mejorar y quedará en manos de la Cámara si esta reforma prospera o no. Una lástima porque muchos consideramos que es una iniciativa cortoplacista que pretende cubrir obligaciones presentes a expensas de los ahorros de los cotizantes, es decir, de las pensiones del mañana. Se está sacrificando una generación en favor de otra”.

De la misma manera, el senador Chacón opinó que “sobre el resto del articulado que se viene discutiendo, algunos de los senadores del Partido (Liberal) han expresado estar de acuerdo con la propuesta y otros no. Yo no puedo hablar por todos, sino por mí únicamente. Yo apoyo que se garanticen los ahorros de los pensionados y estuvimos de acuerdo, junto con otros partidos, en que esos recursos sean manejados por el Banco de la República. Por lo demás, cada uno vota conforme a como considera si da respaldo o niega la propuesta del Gobierno a la plenaria del Senado”.

A su vez, el senador Ferney Silva dice “el sistema pensional que está en curso lleva el 60% del articulado aprobado, los temas más sensibles están por desarrollarse, entre otras cosas, porque esto requiere una conciliación una vez se apruebe en Cámara. Lo que viene es revisar el sistema en lo que tiene que ver a las cotizaciones del primero al tercer salario mínimo para manejarse por Colpensiones, como lo propone el Gobierno, y del cuarto hasta el 25 salario mínimo que lo podría manejar por fondos privados, pero ese va a ser uno de los temas más álgidos dentro de la estructuración”.

Añadió Silva que “creemos que está toda la disposición, está toda la madurez política para que sectores liberales, de la U y del Partido Verde acompañen la propuesta del Gobierno y la reforma para que llegue a un feliz término, que es lo que se busca con una mayor cobertura y garantizar el financiamiento de las pensiones en los próximos 30 y 40 años”.

En tanto que el senador David Luna, de Cambio Radical, explicó que “con los votos de la mayor parte del Partido Liberal y del Partido de la U ha sido imposible lograr desarrollar un verdadero debate sobre las principales preocupaciones que tenemos sobre la reforma. Los artículos más polémicos, como los del umbral y del pilar semicontributivo, fueron aprobados sin que se escuchara a la oposición o las sugerencias que varios académicos y expertos hicieron en la plenaria del Senado”.

De lo que queda, acotó Luna que “es importante la aprobación del artículo nuevo que encarga al Banco de la República de la administración del Fondo de Ahorro. Este artículo blinda estos recursos que son vitales para las pensiones de miles de colombianos”.

Indicó que “también es relevante la discusión sobre la entrada en vigencia de esta ley. Considero que lo más prudente sería que entrara en efecto en 2026 o 2027, permitiendo así un periodo de transición adecuado que no perjudique a los afiliados al sistema pensional”.

Por: Redacción Política

Información tomada de elnuevosiglo.com.co

————————